El destete

Qué hacer si tu bebé rechaza el biberón...

 

- Intenta extraerte la leche, por lo menos para los primeros biberones, y coloca algunas gotas sobre la tetina que ofreces a tu bebé: si reconoce el gusto de la leche a la que esta acostumbrado, es más probable que acepte el biberón.
- No esperes que tu bebé tenga mucha hambre para ofrecerle el biberón: se sentirá demasiado nervioso como para probar una nueva experiencia.
- Prueba los diferentes materiales y formas de tetinas. Elije especialmente aquellas que imitan la forma del pecho.
- Ofrécele la leche templada: la sensación será más parecida a la leche materna. Sin embargo, no utilices el microondas para calentarla leche: existe un riesgo importante de quemadura y desvirtúa las proteínas de la leche materna.
- Solicita a otra persona que le dé el biberón (el papá, la niñera, la abuela) y aprovecha para salir a caminar o hacer las compras. Si tu bebé te siente cerca, no comprenderá por qué no le das el pecho.
- Dale el biberón en una habitación, un entorno y una posición distintas a las que utilizabas al amamantar.
- No insistas si tu bebé rechaza el biberón, se inclina hacia atrás o comienza a llorar: corres el riesgo de predisponerle en contra . Es mejor ir a jugar durante unos minutos y volver a intentarlo un poco más tarde. Especialmente, no pierdas la paciencia y no te enfades: cuánta más presión sienta tu bebé en torno al biberón, menos deseos tendrá de tomarlo.
- Confórtalo y explícale simplemente por qué debe comenzar a tomar el biberón en lugar del pecho. El diálogo entre vosotros es muy importante.
- Si tu hijo tiene más de 6 o 7 meses y se rehúsa a tomar el biberón, puedes ofrecerle la leche en una taza con pico o en un vaso.
- Al cabo de 9 meses, si parece que tu hijo ya no le gusta la leche, puedes reemplazarla por otros productos lácteos: yogurt, queso blanco, quesos, etc.
 
 
Tu valoración

Enviar un mensaje